Inicio / Todas / Buenos Aires, ayer y hoy / 28 DE JULIO DE 2013 DIA MUNDIAL DE LUCHA CONTRA LA HEPATITIS

28 DE JULIO DE 2013 DIA MUNDIAL DE LUCHA CONTRA LA HEPATITIS

Se celebra hoy 28 de julio de 2013  el día mundial de la lucha contra todos los tipos de esta enfermedad

Sumar la vacuna al calendario oficial redujo un 88% los casos de hepatitis A

La incorporación de esta medida de prevención se hizo en 2005. Dos años después, se lograron eliminar los trasplantes hepáticos por esta causa. La estrategia argentina se comenzó a replicar en Colombia y Paraguay.

 

Por:

Yésica De Santo

 

HEPATITISCircula en la Argentina desde hace siglos y puede atacar de diversas formas, desde la cirrosis, cáncer, hasta acorralar al paciente en la urgencia de trasplante. Al conmemorarse hoy el día Mundial de la lucha contra las hepatitis virales, la Organización Mundial de la Salud  enfatizó que la labor de la Argentina en materia de prevención, es “digna de ser imitada”. Entre las medidas destacadas se encuentra la incorporación de la vacuna contra la hepatitis A en el Calendario Nacional de Inmunizaciones en 2005 que redujo la enfermedad en un 88%, y en consecuencia, la eliminación de trasplantes de hígado por esta causa desde 2007.

 

Se calcula que alrededor del 2% (aproximadamente 800 mil personas) de la población del país pudo haber estado en contacto con el virus de las hepatitis B o C.

“La implementación de medidas políticas permitió disminuir los casos de hepatitis de 60 mil a 500 por año, y reducir los casos de hepatitis fulminante por el tipo A”, informaron fuentes de la cartera sanitaria.

Desde el año 2012, el ministerio cuenta con el Programa Nacional de Control de las Hepatitis Virales, a través del que se realiza la promoción, prevención y capacitación para equipos de salud. También a partir del año pasado, se universalizó la vacuna contra la hepatitis B que en 2000 había sido incorporada al Calendario Nacional de Vacunación, pero sólo para los recién nacidos. Ahora se extiende a todos los ciudadanos.

En el caso de la hepatitis C, para la que no existe vacuna, desde el año pasado la medicación para tratarla es gratuita y universal en todos los hospitales y centros de salud del país.

Al respecto de los logros alcanzados, Paolo Balladelli, representante en Argentina de la OPS, aseguró a la agencia Télam que “el hecho de haber llevado a cero los trasplantes hepáticos por hepatitis A, constituye un gran beneficio para esas personas, y un ahorro millonario para el sistema sanitario”. La estrategia argentina fue avalada por el Grupo Técnico Asesor en Vacunas (SAGE) de la OMS, que recomendó implementarla al resto de los países. Desde este año, Colombia y Paraguay replican la experiencia nacional.

Las hepatitis virales son un grupo de virus que causan la inflamación del hígado e infecciones agudas o crónicas. Los más frecuentes son los virus de hepatitis A, hepatitis B y hepatitis C que en el mundo afectan a más de 170 millones de personas.

Tanto la hepatitis B como la C se contagian por contacto con sangre infectada y por fluidos corporales. La primera es la más frecuente y la vía de contagio más usual es la sexual y el uso de drogas intravenosas.

En el caso de la hepatitis C, es considerada como una de las más peligrosas porque, al no presentar síntomas, avanza en silencio y sin tregua por lo que muchos pacientes conocen su diagnóstico cuando ya existen estragos hepáticos.

A diferencias de las hepatitis B y la C, la tipo A se contrae por contacto con la materia fecal de una persona que tiene el virus. Por eso, explicaron los especialistas, “una medida de prevención es lavarse las manos después de ir al baño”.

Entre los especialistas, el presente de la prevención de la hepatitis es bueno, y el futuro promisorio. “El país ha progresado de forma gigantezca”, aseguró Fernando Bessone, ex presidente de la Asociación Argentina para el Estudio de las enfermedades del Hígado (AAEEH). El experto manifestó que “de seguir por buen camino, las hepatitis se terminarán en 2030 porque en este momento hay empresas farmacéuticas dedicadas a mejorar los tratamientos para la hepatitis C y sumado a las vacunas para la B y la C, todo será ganancia”.  «

  

Un paciente que hace diez años espera una nueva droga

 

 “Estoy seguro que esta vez me voy a curar”, dice Rubén Cantelmi quien convive con hepatitis C desde hace 30 años, y hoy forma parte de un protocolo de investigación para una nueva droga que cure la enfermedad. La hepatitis C es silenciosa, no genera síntomas, y en consecuencia, muchos de quienes la padecen no lo saben ni son diagnosticados, y las posibilidades de un tratamiento “a tiempo” son cada vez más remotas. Rubén es psicólogo social, tiene 52 años y hace 15, se enteró que tenía “la C”. Cómo la mayoría de los pacientes, descubrió que estaba enfermo, de forma casual. “Estaba estudiando para auxiliar de kinesiología, y en un análisis noté algunas alteraciones en las enzimas del hígado. Hice el estudio y me dio positivo.” Rubén nunca supo con exactitud cómo se contagió, aunque cree que “es muy probable que haya sido cuando tenía 18 años. En esa época me operé e hice tratamientos odontológicos, y no existían los métodos de esterilización actuales, ni siquiera sabíamos lo que era la hepatitis C”, cuenta Rubén.

En 2003, se sometió a un tratamiento que hoy está en venta, y si bien la enfermedad se negativizó, después de tres meses, volvió. “Esperé diez años que surgiera una nueva droga, y ahora tengo la posibilidad de participar de un protocolo”, dice, al mismo tiempo que destaca que “la hepatitis C sí puede curarse. Todo depende del desarrollo de la enfermedad y del tratamiento que se aplique en cada caso. Pero lo fundamental, es conocer el diagnóstico. Por eso creo que el test debería ser de rutina en cualquier consulta médica.” Rubén también es el coordinador del grupo de ayuda para pacientes con enfermedades del hígado en el Hospital Argerich. En la actualidad, está conformado por 40 pacientes que charlan, se entienden, intercambian información, dudas y abrazos, o como explica Rubén, “calmamos ansiedades” y agrega que “la contención es fundamental. En mi caso, tengo el apoyo de mi familia y entendí que de cierta forma la enfermedad hizo que me volcara a mi vocación de ayuda”.

 

Una semana de actividades

 

 En el Hospital Argerich: En el marco del Día Mundial de la prevención de las hepatitis virales, se realizarán campañas en distintos centros de salud de todo el país. En el Hospital Argerich, se celebrará la “Semana de Detección de Hepatitis” desde el lunes 29 de julio, y se efectuarán  extracciones de sangre para detectar Hepatitis B y C y un examen clínico ecográfico.

 Consultas gratuitas con hepatólogos:  En el Hospital Británico de Buenos Aires se harán conferencias abiertas a la comunidad los días lunes 29, martes 30 y miércoles 31 de julio a las 10 horas, a las 13 y 16. Los mismos días, los pacientes podrán consultar, de forma gratuita, a profesionales hepatólogos.

 Página web: Para más información, se puede consultar el cronograma de actividades en el sitio de la Asociación Argentina para el estudio de enfermedades del Hígado (AAEEH)  <http://www.aaeeh.org.ar>.

Imagen y texto, Gentileza de Tiempo Argentino

Mira también

LOS ANGELES VAN AL CIELO Iº

Podríamos redactar algunas notas desde la veneración a una persona que desde la más absoluta …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *