Inicio / Todas / Noticias de la ciudad / ALGO MAS SOBRE LA AU 3 (Parte Primera)

ALGO MAS SOBRE LA AU 3 (Parte Primera)

PRENSA ROTARIA del Rotary Club

de Villa Urquiza

 

Villa Urquiza y la AU3

 

Pasaron 27 años y el problema de una autopista sigue sin solución.

 

 En 1977, el gobierno militar expropió más de 800 casas por un camino que nunca se construyó. Esas viviendas fueron tomadas y los barrios se desvalorizaron.

Un nuevo proyecto busca recuperarlos. Una demanda Historica

 

Quiso ser un símbolo de progreso, pero terminó en la lista de obras faraónicas que nunca se hicieron. En el medio, el trazado dela Autopista3 —una vía rápida que debía atravesarla Capital, desdela General Paz hasta Pompeya— partió a la ciudad en dos. El proyecto impulsado por el ex intendente de la dictadura Osvaldo Cacciatore expropió más de 800 propiedades y destruyó el tejido urbano de cada uno de los lugares por los que debería haber pasado. A casi tres décadas, sus vecinos siguen esperando una solución.

 

Ahora, el Gobierno porteño está terminando un proyecto de ley para recuperar toda la traza y continuar la avenida Parque, con la que ya se solucionó la situación en Saavedra. La propuesta, que será presentada enla Legislaturaen agosto y deberá ser sometida a audiencia pública, es el segundo intento de solución. El primero se presentó en 2000 y fue criticado por temas de tránsito y por las alturas previstas en la rezonificación.

 

Hoy —aseguran que con el consenso de los vecinos— quieren recuperar el sector más caro de la traza, unas 15 manzanas que atraviesan Villa Urquiza y Coghlan, actualmente una larga hilera de casas tomadas. La idea es reubicar a las familias que las ocupan en otros lugares dela Capital, demoler las propiedades, lotear los terrenos y venderlos.

 

El problema empezó hace 27 años con las primeras expropiaciones que hizo el Gobierno militar. La idea era unir el Norte y el Sur porteños con una autopista. El proyecto fue presentado con bombos y platillos en 1977, pero por razones políticas y económicas, nunca se alcanzaron a instalar ni los pilotes de la autovía.

 

Lo que sí llegaron a hacer fue trazar una línea imaginaria en el mapa de la ciudad e indemnizar a más de 800 propietarios. Hubo expropiaciones desde Saavedra hasta Nueva Pompeya, pero como empezaron por el Norte, allí se concentró la mayor cantidad. Entre las avenidas Congreso y Juan B. Justo, por ejemplo, hay 713 viviendas expropiadas.

 

La gente se mudó, pero las casas nunca se demolieron y la mayoría fue usurpada. Gran parte de los ocupantes llegó hace dos décadas y tiene buena relación con sus vecinos. El año pasado,la Ciudadterminó un censo de habitantes. El resultado fue un padrón de 920 familias beneficiarias de un plan de soluciones habitacionales, que van desde créditos para autoconstrucción o compra de viviendas hasta comodatos vitalicios. Y comenzaron con la obra de dos edificios en Villa Ortúzar a los que podrán acceder por un plan de financiación.

 

El sector más conflictivo es el que va entre Congreso y Avenida de Los Incas. En 15 cuadras, sobre Holmberg y Donado, hay 400 propiedades expropiadas. El área, la de mayor valor inmobiliario de toda la traza, es la que está en la mira del Gobierno. El proyecto fue presentado en junio ala Comisiónde Seguimiento dela AU3 (Los vecinos…). Quieren abrir un bulevar de doble mano, demoler las casas y vender los terrenos a inversores.

 

Para eso, enla Subsecretaríade Planeamiento están terminando de definir un nueva zonificación. “Va a ser muy estricta, porque se trata de devolverle a la zona el tramado urbano que perdió”, aseguró la subsecretaria de Planeamiento, Margarita Charriere. El proyecto contempla la prohibición de construir más de cuatro pisos en las esquinas y más de tres en el resto de la cuadra.La Comunase haría cargo del equipamiento urbano: cuatro plazoletas, los espacios verdes del bulevar y un paso bajo nivel debajo de la estación Drago.

 

Con lo que saquen de la venta (unos 35 millones de pesos) piensan financiar la recuperación del resto de la traza. Proponen varias alternativas. Las que estén deterioradas serán demolidas y convertidas en espacios públicos. El resto será reciclado. “Lo importante es que el proyecto contempla las soluciones habitacionales y la opinión de la gente. Ese proceso necesariamente lleva tiempo”, dijo el coordinador dela Unidad Ejecutoradela AU3, Alejandro Van De Casteele. Algunas viviendas que se fueron desocupando,la Ciudadya las está convirtiendo en plazas.

 

Pero el proyecto no empezará inmediatamente. Primero tiene que ser aprobado enla Comisiónde Vivienda dela Legislatura, después tiene que ser consensuado en una Audiencia Pública y luego aprobado enla Legislaturacon las modificaciones que le hagan los vecinos. Y ya hay varios legisladores que plantearon críticas. Beatriz Baltroc, del Bloque Autonomía Popular, adelantó su oposición mientras no se brinde una solución al problema habitacional de los ocupantes: “Los números no cierran para ubicar a las familias y sigue siendo un proyecto para los sectores altos”. Para Sergio Molina, de Autodeterminación y Libertad, la plata no alcanza para garantizar las viviendas populares. “De lo que piensan recaudar, gran parte irá a infraestructura urbana y logística del proyecto y sólo quedarán unos siete millones para quienes viven en la traza. La solución habitacional requiere al menos 16 millones”. El debate está planteado y promete una larga discusión. Mientras tanto,la AU3 sigue siendo una demanda histórica de la ciudad.

Mira también

ILUSTRACIONES ORIGINALES…

De tapas, ilustraciones originales de portadas de revistas   La muestra "De tapas" exhibe las …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *