Inicio / Todas / Buenos Aires, ayer y hoy / ARROYO MALDONADO: urbanismo y literatura (introducción) Parte III

ARROYO MALDONADO: urbanismo y literatura (introducción) Parte III

En la primer nota sobre el arroyo Maldonado en la etapa introductoria sobre éste habíamos mencionado varios aspectos sobre su historia. Ahora avanzando en la temática y aun yendo de a poco debemos decir para una mejor comprensión que su importancia en cierto sentido excluyente es la longitud que abarca naciendo en la provincia de Buenos Aires y culminando en el Río de la Plata atravesando distintas comunas.

Según el portal Wikipedia abarca (…)”Un curso de agua de la provincia de Buenos Aires y de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, en la región centro-este de la Argentina. La mayor parte de su curso discurre entubado bajo la Av. Juan B. Justo y recorre 10 de los 48 barrios de la ciudad capital, que enumerados desde la entrada del arroyo en la ciudad hasta su desembocadura en el Río de la Plata, son: Versalles, Liniers, Villa Luro, Vélez Sarsfield, Floresta, Villa Santa Rita, Villa Mitre, Caballito, Villa Crespo y Palermo

Refiriéndonos a nuestros barrios de Chacarita y Colegiales el mencionado portal  nos dice (que) “En el plano topográfico de Adolfo Sordeaux (1850) se lo ve recorriendo la llanura deshabitada y al cruzar "Palermo de San Benito" se interna por una zona de quintas como la entonces llamada Chacarita de los Colegiales que dio origen a los barrios de Chacarita y de Colegiales respectivamente mientras era oteado desde el vidriado mirador ubicado en el casco histórico de la Finca Comastri. Siguiendo su curso desde sus nacientes hasta su desembocadura el Maldonado tenía un poco acentuado recodo que discurría desde el actual encuentro de la avenida Juan Bautista Justo con la calle Paysandú hasta el encuentro de la avenida Warnes con la avenida Dorrego luego torcía rumbo sur siguiendo su curso por las manzanas (rellenadas desde 1900) que iban desde aproximadamente la intersección de la avenida Dorrego con la calle Muñecas, de allí en rumbo sureste alcanzaba a la breve avenida Thames en su cruce con la calle Murillo, luego seguía hacia el este por manzanas hoy rellenadas hasta alcanzar la calle Juan Ramírez de Velazco para continuar su curso nuevamente por el tramo que hoy corresponde a la Av. Juan Bautista Justo, luego (siempre rumbo al este) bajo la avenida intendente Bullrich y luego -nuevamente- por el tramo de la Av. Dorrego hasta (aunque ya bajo los bosques del Parque de Palermo) desembocar en el Río de la Plata. A la altura de lo que hoy día es la Avenida Santa Fe existía un puente en las tierras de un tal Bollini. En la zona conocida como la Chacarita de los Colegiales formaba la ya citada pronunciada curva”

Estos datos ya nos permiten en una próxima edición avanzar sobre su influencia en la literatura. Valga como adelanto que plumas esmeradas del quehacer literario contemplaron su finitud como inspiración: entre ellos Jorge Luis Borgés como estandarte de lo expresado.

Sin embargo este particular estimamos que debe ser tratado en forma más profunda y más clara en la tercera entrega porque desarrollarla ahora sería quitarle la riqueza.

A modo de síntesis, el arroyo Maldonado y adyacencias presentó una incipiente industria de fábrica de calzado pero además,  fue cuna de taitas y compadres, hombres de a caballo y de armas llevar pero como en el párrafo anterior, valga desarrolarlo en una entrega aparte. Hacerlo ahora también sería restarle la riqueza que debe tener.

 

 

 

Mira también

ARROYO MALDONADO: Introducción al tema.

El arroyo Maldonado por seguro no es un tema menor. Muy por el contrario está …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *