Inicio / Todas / Buenos Aires, ayer y hoy / EL SUBTE CUMPLIÓ CIEN AÑOS

EL SUBTE CUMPLIÓ CIEN AÑOS

La Ciudad de Buenos estuvo de fiesta el 1 de diciembre de 2003 y no era para menos: el subterráneo cumplía nada menos que cien años, su primer siglo de vida y atención al usuario.

Escribe Maximiliano Campos Ríos para el semanario Noticias Urbanas:

“El subte se convirtió así en patrimonio de Buenos Aires, desde aquel 1° de Diciembre de 1913. Su inauguración significó un salto importante en materia de desarrollo vial en Argentina, pero también en el mundo. Argentina fue el primer país de América Latina y del Hemisferio Sur en tener subtes, cuando sólo trece ciudades en el mundo contaban con este servicio. La primera fue Londres en 1863, y le siguió Atenas en 1869, luego vinieron Estambul, Viena, Budapest, Glasgow, París, Boston, Berlín, Nueva York, Filadelfia y Hamburgo. Buenos Aires vino a sumarse a esa selecta lista, teniendo una red de subterráneos acorde a la época”

El transporte público bajo tierra presenta particularidades insoslayables. De ser priorizado en su atención primaria, supera a su competidor el transporte automotor sobre superficie en rapidez y seguridad.

No siempre ocurre y algunos hechos actuales parecen querer dar testimonio, aunque la presente afirmación no merma en su importancia.

Pero ¿qué pasó aquel 1º de diciembre de 1913? Nos los cuenta Campos Ríos en la fuente citada:

“(…) A las tres de la tarde, el Vicepresidente Victorino de la Plaza, a cargo del ejecutivo ya que el presidente Roque Sáenz Peña estaba de licencia por problemas de salud, inauguró la primera línea de subterráneos de Buenos Aires. La línea A. La misma tardó sólo veintiséis meses en construirse y unía Plaza de Mayo con Plaza Once. Su construcción comenzó en Septiembre de 1911 y estuvo a cargo de la empresa Compañía de Tranvías Anglo-Argentina y sólo se demoraron cinco meses más de lo planificado originalmente” agregando el mismo autor “(…) La línea A contaba con nueve estaciones: Plaza de Mayo, Perú, Piedras, Lima, Sáenz Peña, Congreso, Pasco, Alberti y Plaza Miserere. Todas fueron identificadas con un color distinto, para que los analfabetos puedan distinguirlas. Para la construcción se utilizó el método de cavado a cielo abierto, y se excavaron 440.000 m3 de tierra.

El 2 de Diciembre, el subte fue inaugurado al público. En 1914, la línea A llegó hasta la estación Río de Janeiro y apenas noventa días más tarda hasta Primera Junta, con catorce estaciones y una extensión de siete kilómetros. Argentina tenía su subte y el primero en América Latina”

Hoy el subterráneo es una hermosa realidad. A través de su red nos podemos dirigir de un punto a otro de la Ciudad.

Aún falta pero se ha avanzado bastante: ¿Quién iba a imaginar que desde el Hospital Penna se podría llegar hasta Corrientes y Pueyrredón en los últimos diez o quince años?

Y, sin embargo es una realidad.

La Línea H es la más nuevita pero está llamada a ser utilizada por los ciudadanos no sólo los porteños sino los bonaerenses y esto mismo ocurre con la Línea E que en combinación con el Premetro llega hasta los límites mismos entre el territorio porteño y el bonaerense.

“En un siglo, el subte se convirtió en un signo del progreso argentino, significó un cambio en la modalidad del transporte de pasajeros y aún intenta ser uno de los medios más agiles, modernos y rápidos para cruzar la Ciudad. La red se extendió y ya llega a los diferentes barrios de la Ciudad, desde Parque Patricios y Constitución, hasta Parque Chas y Flores”, agrega Campos Ríos.

Aún falta mucho por hacer pero lo importante que de a poco, quizás no con los tiempos normales, Buenos Aires puede presentar a las otras ciudades una red de subterráneos que avanza sin prisa pero también sin pausa.

¡Feliz cien años de vida subterráneos de Buenos Aires!

Imagen gentileza de Alejandro Bodart, Legislador porteño

 

 

 

 

Mira también

EL BARRIO DE CONSTITUCIÓN

Según la nomenclatura de los barrios de nuestra Ciudad, Constitución está delimitado por las por …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *