Inicio / Todas / Notas de Opinion / HOMENAJE AL DR HUMBERTO ILLIA

HOMENAJE AL DR HUMBERTO ILLIA

¡Hasta las más grandes celebridades se equivocan o se equivocaron!
E incluso Dios que creó al hombre –dicho en términos genéricos- se olvidó de crearle códigos de lealtad, amor incondicional y hasta amistad hasta la última gota de sus posibilidades.
Si probó el fruto prohibido o no lo hizo, eso corresponde a la Fe religiosa y no a la filosofía de La Palabra que echa sus raíces en la solidaridad, en el compromiso con el que sufre y padece la egolatría de unos pocos que se adueñan de aquello que es de todos (Porque Dios nos fue entregada la tierra para servirnos de ella, no a unos pocos).
No vamos a entrar en esta discusión porque el desafío es ser personas (aunque Dios nos hizo hombres.
Se equivocó el Padre de la Patria, el General San Martín, en confiar en los lacayos que se apropiaron de los hechos de 25 de mayo de 1810 y también Belgrano quien soñaba con un país en donde por el solo hecho de habitarlo se era merecedor de sus riquezas que deberían ser repartidas según necesidad de cada familia. Al igual que el Padre de la Patria confió en los esbirros que se apropiaron del puerto sirviéndose de él lucrando por encima de todo y de la Argentina profunda (mal llamada “el interior”)
Todos y cada uno en pocas o en muchas oportunidades nos equivocamos, nadie está exento de equivocarse.
Lo dicho le ocurrió a Don Arturo Illia cuando aceptó postularse estando el peronismo proscripto pero no por eso deja de ser uno de los más inolvidables Presidentes del Siglo XX. También no pudo apreciar que armando un gabinete de ministros en el que algunos, pensaban igual que los “próceres” revolución fusiladora, ese hecho no evitaría una nueva interrupción del orden Institucional.
Sin embargo a este hombre físicamente diminuto, dueño de una ética para resaltar, que cuando quería tomarse un recreo a sus agotadoras jornadas se iba a caminar, solo, por la calle Florida.
Muy pocas personas pueden en lo moral ponerse a su altura. Que los hay por supuesto, pero habrá que buscarlos si eso nos interesa.
Luchó denodadamente contra las patentes de los laboratorios medicinales, algunos lucran con la enfermedad de quienes menos tienen, marcando un hito en la lucha por la tercera y última independencia.
Ni hablar como fue querido y admirado por sus co-provincianos atendiendo al necesitado de salud un sinfín de veces sin cobrarles nada e incluso, entregándoles la medicación.
Otro hombre probo fue Don Alfredo Palacios, autor de leyes para que no se coloque medidores de agua en los barrios más humildes.
Autor de muchas leyes e ideas que luego el General Perón pondría en práctica en su gobierno nacional y popular.
Se equivocó cuando aceptó la embajada en la hermana Republica Oriental del Paraguay, tanto como muchos prohombres del socialismo argentino votando en la consultiva de la dictadura militar del 1955 la derogación de la Constitución de 1949 que fue la misma un verdadero modelo de los principios sociales del peronismo.
Todos alguna vez nos hemos equivocados, pero existen personas como las mencionadas que se equivocan porque nadie es perfecto, y hay otros que lo hacen por la defensa de intereses inconfesables.
A los aquí mencionados, mi admiración.

imagen www.almargenweb.com.ar

 

Mira también

HABLEMOS DE FÚTBOL…

HABLEMOS DE FÚTBOL, los tiempos cambian. Desde hace unos días amantes del deporte que se …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *