Inicio / Todas / Buenos Aires, ayer y hoy / LOS TUNELES EN FEDERICO LACROZE Y OTROS DE LA COMUNA 15

LOS TUNELES EN FEDERICO LACROZE Y OTROS DE LA COMUNA 15

Si bien es importante investigar en términos del pasado y el presente trasládanos hacia el futuro, la ciudad como expresión de las relaciones interpersonales nos dice que resulta imprescindible cambiar conceptos o no hacerlo referido a distintas etapas de la vida urbana.

Más allá de estas palabras resulta menester observar la actualidad de la ciudad y en el caso de la red ferroviaria que nos inspira a desarrollar el tema de los pasos a nivel desparramados a lo largo y a lo ancho de Buenos Aires región metropolitana.

En este sentido, estimamos la necesidad de esgrimir conceptos basándonos en los tiempos que la mercadería llegaba al territorio porteño utilizando ese medio y a través del vértice compuesto por Retiro, Constitución y Plaza Miserere, siendo este último un centro dedicado a la comercialización cuando los primeros de los nombrados eran desde donde llegaban las mismas desde el norte y el sur respectivamente.

Los tiempos cambian, las necesidades sociales también, tanto como los lugares donde se acopia la producción en sus distintas épocas.

La ciudad de Buenos Aires venía arrastrando que se volvieron endémicos dado el desarrollo desde hace unos años del transporte automotor de pasajeros y de la sobreabundancia de automóviles particulares que producían largos embotellamientos debido al cruce de barreras y pasos a nivel y que se sumaba a eso, la escasa red de transporte subterráneo.

En este sentido, los viaductos construidos al igual que los alargues de la red bajo superficie significan una modernización urbana cuando no una revolución a los que debe suamrse los carriles exclusivos para el transporte automotor de pasajeros y los trasbordos de los mismos recientemente inaugurados en Chacarita y Constitución para citar tan sólo algunos casos.

Seguramente se oirán voces cuestionando lo más arriba detallado. A esas voces deberemos responder que no nos interesa la crítica partidocrática, el cuestionamiento por sí mismo, y mucho menos la mezquindad de apoyar alguna medida pública dependa ese apoyo a quien la realice.

Estamos simplemente haciendo una mirada hacia el pasado y el presente; mostrando nuestro parecer y comparando distintos momentos urbanos del territorio porteño.

Seguramente habrá cosas que mejorar, cuáles no, pero si el debate se centra en intereses sectoriales ya no es debate, obedece a otras intenciones y desde una óptica vecinalista a la que siempre adherimos, nos parece absolutamente secundario caer en yerros que muy poco tienen que ver con las necesidades barriales y de los vecinos.

Quien quiera caer en ello que lo haga bajo su propia responsabilidad. En este caso, una vez más, deberán sostener sus dichos y someterlos al parecer del vecino quien es beneficiado o perjudicado por esas medidas públicas adoptadas.

En este sentido, la solución del bajo nivel en Dorrego vecino a la cancha de Atlanta como el de Federico Lacroze y Crámer son un pensamiento moderno de este Buenos Aires que debe estar a la altura de las necesidades porteñas y del Área Metropolitana desde una visión pluralista y no mezquina como hemos dicho más arriba.

 

 

Mira también

NI UNA MENOS…

03/06/2017 – 16:31 Clarin.com Sociedad Tercera convocatoria nacional por #NIUnaMenos Con globos negros y cintas …