Inicio / Todas / Notas de Opinion / TRATA DE PERSONAS Y OTROS DELITOS (AGC clausura local)

TRATA DE PERSONAS Y OTROS DELITOS (AGC clausura local)

En alguna oportunidad me preguntaron qué opinaba del tejido social y como soy una persona con ideales pero sin necesidad de convertirme a la religión demoliberal de la patidocracia –a veces corrupta y otras conservadora- o las tres cosas al mismo tiempo, este tejido social dicho en criollo antiguo, dirige su mirada hacia donde le es más cómodo.

Esta introducción viene a cuento de una clausura llevada a efectos por la Agencia Gubernamental de Control  en el barrio de Mataderos, CABA, donde una flagrante imoralidad propia de la sociedad de don Pirulero hacía de las suyas a costa de las necesidades del prójimo.

“En un galpón ubicado en Pola al 1900 se desarrollaba ilegalmente un comercio de importación de mercaderías varias. En la parte de atrás había un gran taller que realizaba bolsas de supermercados. A su vez, tenían cocina llena de alimentos de origen chino sin rotular y vencidos con los que realizaban comidas para vender. Los inspectores constataron la violación de clausura del lugar y procedieron a realizar una ampliación de la misma. Además, se constató la coexistencia con vivienda, nos informa el mencionado entre oficial a través de su oficina de prensa.

Dentro del galpón se encontraron a muchas personas que trabajaban de manera irregular, de las cuales dos eran menores de edad, una de 14 y otra de 17 años. La Dirección General de Protección al Trabajo entrevistó al personal en negro. Fueron detectados 11 empleados irregulares y muchos otros que realizaban doble jornada laboral y eran obligados a facturar únicamente por medio turno. La gran mayoría de las personas trabajaban de 8 de la mañana a 18 hs. por un máximo de $8000 y solo les daban 15 minutos para almorzar la comida que en el lugar mismo elaboraban, según explicaron los mismos trabajadores, nos sigue informando la Agencia Gubernamental de Control.

Estas líneas que transcribimos en forma textual nos lleva en forma directa y sin escalas a la filosofía de la sociedad descartable en donde se arroja una persona todos los días por una ventana (más aún si es pobre).

Este lo queremos dejar asentado es otro trato de personas, una cara visible del desquicio de los femicidios, de las niñas robadas por los carteles de explotación sexual donde una organización de delincuentes y proxenetas le arruinan la vida a niñas o de muy corta edad todavía, el secuestro de otros niños para su posterior venta en otras latitutdes del planeta, etc.

Esclavizar a personas sin trabajo, pagarles hasta con bonos si se quiere, obligarlos a realizar extensas jornadas demuestra la fragilidad moral de quienes cometen estos delitos imperdonables.

Pero esto no es nuevo ni obra de algún(os) atorrante (s)

“La explotación sexual nace en el Virreinato del Río de la Plata antes de la misma creación del país, luego de la independencia en 1875 se crean una ley que regula la prostitución, impidiendo la prostitución de menores, pero permitiéndola si las menores eran iniciadas tempranamente en esta actividad. A finales del siglo XIX comenzaron las redes de “trata de personas que proveían mujeres de Europa central y Rusia, que eran vendidas en un falso matrimonio a algún rufián. Ellas buscaban escapar a la pobreza y la persecución religiosa que sufrían. Y en este país eran obligadas a prostituirse o vendidas a otro proxeneta”, leemos en Wikipedia org.

Pero en lugar indicado más arriba también existían otras anormalidades y que la Agencia Gubernamental de control nos informa (que) “El área de Trata de personas detectó a una mujer y a su hija menor de edad que eran sometidas a explotación laboral y a trata de personas ya que vivían en el lugar, trabajan allí y ni siquiera tenían llaves para salir.”

Tamaño esfuerzo deberemos hacer los argentinos para acabar con estas prácticas lesivas desde todo punto de vista.

Para finalizar queremos agradecer al departamento de prensa la información proporcionada y que nos permite extenderla a nuestros amigos lectores.

Fernanda Gómez

Prensa del Agencia Gubernamental de control

Mira también

EL ETERNO RETORNO

Los argentinos estamos condenados al eterno retorno que es el enfrentamiento entre facciones, pero lo …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *