Inicio / Todas / Boletin Informativo / AUMENTA LA ZONA DE DENGUE EN CABA

AUMENTA LA ZONA DE DENGUE EN CABA

Un cuarteto de barrios y un índice epidemiológico que avanza.  Se sumaron a Mataderos: Parque Avellaneda, Villa del Parque y Monte Castro. Son éstos los barrios donde el diagnóstico de dengue se realiza de acuerdo a criterio clínico-epidemiológico. Traducido al barrio: si un paciente tiene síntomas de dengue y estuvo en una zona de alta circulación viral, se lo considera como positivo sin realizar los análisis de laboratorio pertinentes.

La estrategia es conforme a un operativo diseñado por la Ciudad de Buenos Aires para combatir el dengue. Fue presentado esta mañana por Horacio Rodríguez Larreta, Jefe del Gobierno Porteño, lo realizó junto al Ministro de Salud Fermán Quirós, el Jefe de Gabinete Felipe Miguel y la Ministra de Espacio Público e Higiene Urbana, Clara Muzzio.
Cuenta con dos objetivos centrales: eliminar los mosquitos y evitar su proliferación. A saber: el Ministerio de Salud, define dónde están los mosquitos y el Ministerio de Espacio Público e Higiene Humana hace la fumigación. Se agregó también que el mosquito pone sus huevos donde hay agua acumulada y en zonas oscuras. La prevención es fundamental. Hacemos campaña de descacharre y es fundamental la concientización. Colocamos larvicidas para eliminar huevos. Trabajamos en conjunto con el Ministerio de Desarrollo Humano  y seguimos de cerca cada
uno de los casos.
 
Los casos de dengue en ascenso hacen al operativo especial en el Hospital Muñíz.
El Hospital Muñíz habilitó una sala especial. Hay circulación viral que abarca a trece jurisdicciones y una afluencia contínua de pacientes, agregaron voceros del hospital.
«El brote de dengue sigue en aumento exponencialmente. Son casos autóctonos. Vienen de Belgrano, de Villa Urquiza. Tenemos algunos internados. Los números difundidos por el Ministerio de Salud de la Nación confirman el panorama de que hasta la semana epidemiológica del 12 al 18 de marzo: notificados  9.388 casos de dengue, de los mismos 8.504 adquirieron la infección en la Argentina. Con 13 jurisdicciones: (Buenos Aires 4 localidades), Ciudad Autónoma de Buenos Aires, Catamarca (2), Chaco (2), Corrientes (2), Córdoba (1), Entre Ríos (1), Formosa (2), Jujuy (3), Salta (9), Santa Fe (16), Sgo. del Estero (5), Tucumán (15).
«Inusual no es – aclara Tomás Orduna, ex-Jefe del Servicio de Medicina Tropical y Medicina del Viajero del Hospital Muñiz-. Es la cuarta vez que vamos a tener alto número de casos. En 2009, 2016 y 2020, ( esta un poco solapada con la de Covid). Tuvimos 3 epidemias grandes. Entremedio están los años interepidémicos». Éste parecía que iba a entrar más en esa categoría, porque estábamos arrancando marzo con un movimiento muy discreto, pero ahora pegó un giro rampante. En una semana duplicamos la cantidad de casos, y nos quedan dos meses de circulación del virus, entonces hay que prepararse, es decir, tratar de tener los equipos de salud, la infraestructura, los kits de diagnóstico, porque por ahí en las próximas dos o tres semanas hay alguna lluvia de por medio, algo que favorece la eclosión de mosquitos y nos puede llevar a una situación mucho más importante que la actual.
De hecho, el Hospital de Enfermedades Infecciosas «Francisco Javier Muñíz», ya destinó una sala especial para dengue. «Nosotros siempre nos adelantamos para dar respuesta a cualquier situación de brote o epidemia – destaca Orduna – por una cuestión lógica: el Hospital fue creado con ese leitmotiv, como casa de aislamiento esencialmente para CABA, pero también para asistir al primer y segundo cordón del Gran Buenos Aires cuando empieza a haber aumento de alguna patología infecciosa. En principio, vemos mayor frecuencia de casos y por eso se decide un acomodamiento del hospital para asistir tanto en atención ambulatoria, como en internación general, y para tener las terapias intensivas preparadas para una eventual necesidad habida cuenta de lo que está ocurriendo.
Además del dengue, está circulando el virus chikungunya, transmitido por el mismo mosquito y que provoca intensos dolores articulares. 
Según informa el Ministerio de Salud hasta el momento se registraron 528 casos en cinco jurisdicciones. De éstos, 166 adquirieron la infección en el país y 233 se contagiaron en el exterior. «A ojo de buen cubero, de cada 10 casos, uno es de chikungunya,» comenta Orduna.
El dengue es una enfermedad viral, que se transmite por la picadura del Aedes, que lo adquiere al alimentarse con sangre de una persona infectada. Pasados 8 a 12 días lo puede transmitir a una persona sana también a través de la picadura. Síntomas: fiebre acompañada de dolor detrás de los ojos, de cabeza, muscular y articulaciones, náuseas y vómitos, cansancio intenso, aparición de manchas en la piel y picazón y/o sangrado de la nariz y de encías.
Síntomas de la fiebre chikungunya.
Comienzan generalmente después de 3 a 7 días después de la picadura del mosquito.  El más común es la aparición de fiebre repentina, a menudo es acompañada de dolor en las articulaciones. También se puede presentar con dolor muscular, cefalea, náuseas, fatiga y erupción cutánea. El fuerte dolor en las articulaciones por lo general dura pocos días, pero puede llegar a persistir durante meses, afectando la recuperación total y el regreso a las actividades cotidianas. Es fundamental no automedicarse.
Recomendaciones del Ministerio de Salud.
La medida más significativa: la eliminación de los criaderos de mosquitos, es decir los recipientes con agua (incluso muy pequeños como las tapitas de gaseosas que juntan agua). Tanto en interiores de viviendas y sus alrededores. Si éstos no pueden descartarse hay que evitar que el mosquito ingrese a su interior (tapando tanques, aljibes, y/o cisternas), dar vuelta baldes y palanganas, vaciar y cepillar las canaletas, porta macetas y bebederos. Es recomendable la colocación de telas mosquiteras en las rejillas.
Para evitar la picadura de los mosquitos se recomienda el uso de repelentes, usar ropas de mangas largas y de colores claros. 
Para proteger a los bebés.
Colocar redes o tules sobre cunas y cochecitos. En las casas utilizar mosquiteros en puertas y ventanas, usar repelentes ambientales como tabletas (en interiores) o espirales (en el exterior).
La fumigación está indicada sólo en situación de brote, ya que el insecticida sólo sirve para eliminar mosquitos adultos que están transmitiendo la enfermedad, pero no así los huevos, las larvas y pupas; por lo que no alcanza para el control de estas enfermedades.
Por consultas, la línea telefónica gratuita para todo el país es el:  0800-222-0651 

Mira también

PAULA PARETO SIGUE HACIENDO HISTORIA

Enorme en todos los ámbitos. Nuestra Paula Pareto donó su beca de la Confederación Argentina …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *